Todos podemos pensar que el símbolo @ se creó para el mundo digital, allá, en el ya lejano y pleno siglo XX. Pero, cuando Ray Tomlinson utilizó la arroba, en 1971 para enviar el primer correo electrónico de la historia, colocándola entre el nombre del usuario y la máquina a la que se dirigía, fue porque estaba seguro de que no se hallaría en ningún nombre propio. Pura casualidad que pasaría a la historia. Sin embargo, la @ ya estaba en el teclado. Y ¿por qué?

Un símbolo medieval para la era digital

La arroba es un símbolo del que, aún hallado en documentos de la Edad Media,  no se tiene una hipótesis real de su datación exacta. Un ejemplo data del año 1536, encontrada en una carta de un mercader que describía la carga de tres barcos. Con la @ se refería a “ánfora” y explicaba su equivalencia: … «donde una @ de vino, que es 1/13 de un barril, vale 70 u 80 ducados«. La arroba representaba, en ese contexto, una medida de capacidad o volumen (para más información te dejamos esta página).

Con el paso del tiempo fue muriendo su uso, excepto en Estados Unidos, donde se empleaba en los registros contables, por lo que se introdujo en los teclados de las máquinas de escribir, inventadas a finales del siglo XIX. Y, por tanto, con la evolución, llegó a los ordenadores.

Y un invento… lleva a otro

Además de inventar la correspondencia online hace más de 40 años, en ese momento se  dio el inicio también al camino de una de las formas de almacenamiento a distancia más comunes, (¿recordáis las antiguas bandejas de entrada de los correos electrónicos?) creciendo enormemente durante las décadas posteriores y en los últimos años.

Hacia 1970, se creó el VM o la idea de máquinas virtuales. El uso de software de virtualización, hizo posible ejecutar uno o más sistemas operativos al mismo tiempo en distintos entornos.

En la década de 1980 llegaron los ordenadores personales y su uso se disparó de forma extraordinaria en los siguientes años. En 1996, George Favaloro y Sean O’Sullivan usaron por primera vez el término “Cloud Computing”.

Diversas empresas comenzaron a lanzar sus servicios en la nube: Amazon lanzó Amazon Web Service en 2002; en el año 2006, Google Docs; Microsoft, en 2009, Windows Azure; Apple lanzó su servicio iCloud en 2011…

Cloud Computing para empresas

El cloud computing ha ido evolucionando hasta nuestros días, llegando a la informática en la nube, la cual hace referencia a las funciones informáticas, el almacenamiento de documentos, el software y parte o todos los centros de datos que se ubican y mantienen en las instalaciones de un proveedor externo.

Las empresas comienzan a utilizar la nube por varios motivos que les suponen una ventaja:

  • Ahorro en costes al no tener que instalar ni mantener tanto hardware como software, por lo que la inversión es muy baja.
  • Desarrollo más rápido de aplicaciones.
  • Reducción de costes, especialmente en stratups, así como reducción de riesgos financieros.
  • Movilidad y mejor acceso en remoto
  • Mayor integración.

La seguridad como ventaja

El hecho de que todas las multinacionales y grandes empresas opten por contratar servicios de cloud, aporta un extra de seguridad para todos. ¿Seguridad en qué? Realmente en varios aspectos: en poder resguardar nuestros datos en caso de un desastre por nuestra parte, acceder a nuestros archivos en cualquier lugar y poder contratar almacenamiento según nuestras necesidades.

Pero para que la nube en sí misma sea segura 100% (o casi) para nosotros, especialmente cuando nuestro sistema informático y todos los documentos de nuestro negocio se encuentran alojados en servidores externos, existen diversas acciones que debemos llevar a cabo, en las que mrHouston y mrKeylock pueden ayudarte:

  • Hacer auditorías internas
  • Acceso controlado a datos
  • Protección por contraseñas y uso de doble autenticación en caso de ser información sensible
  • Cifrado de información
  • Copias de seguridad
  • Seguridad de red interna y de comunicaciones

 

Si en sólo 45 años, de un email con una @ casual hemos llegado a tener el ordenador en un espacio intangible, a cientos o miles de kilómetros de nosotros, ¿qué podremos hacer dentro de otros 45 años? Aunque los caminos ya se dibujan en bocetos bastante claros… WE IT.

Seguridad cloud

 

Entradas relacionadas

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies